Las aventuras de dos hermanas foodies por Madrid

El Imparcial, gastronomía y cultura..

Entrar en El Imparcial es enamorarse a primera vista, seguro que estáis pensando que es todo fachada y que tras una decoración exquisita “Madrid in Love” se esconde un restaurante inaccesible… Pero El Imparcial es todo lo contrario, un restaurante de diseño pensado para todos.

mas-que-hermanas-el-imparcial

Emplazado en el edificio que albergó la última sede del diario El Imparcial desaparecido en 1933, situado a medio camino entre el Rastro y Lavapiés, el Imparcial nos ofrece un concepto diferente, que no solo cuenta con un restaurante sino también con una tienda y un espacio cultural, donde se programarán diferentes actividades enmarcadas en el entorno cultural.

El restaurante es un espacio amplio conformado por 3 salas, la primera donde se sitúan algunas mesas y una pequeña barra, un salón principal y otro pequeño salón a modo de “salón privado” donde hacer reuniones más íntimas o privadas.

Como comentábamos la decoración es espectacular mezclando lo vintage con la vanguardia, con sillas tapizadas y mesas más industriales, lámparas y espejos, sillones con tapizados estampados… Han mantenido la esencia del edifico en el papel pintado de alguna de las estancias, los azulejos de los suelos o la escalera de mármol. Por el día el espacio es muy luminoso gracias a sus numerosos ventanales y por la noche el ambiente es más íntimo con luces tenues que se reflejan en los espejos del techo.

el-imparcial

Del personal podemos decir que es muy atento y amable, de esos que terminan sacándote una sonrisa, y que conocen a la perfección su carta y saben que recomendarte.

Con una carta no muy extensa pero si variada, es genial, bien para compartir varios platos o tomar platos individuales, en nuestro caso con el fin de probar más cosas nos decantamos por compartir todos los platos.

Comenzamos probando las croquetas de rabo de toro, que tenemos que decir que son geniales, tienen la textura perfecta de las croquetas que hacen las abuelas, y realmente saben a rabo de toro.

croquetas-rabo-toro-el-imparcial

Continuamos con otro de los “hits” de la carta de El Imparcial, los chipirones a la parrilla con puré de coliflor y curry, los habíamos fichado en una mesa cercana a la barra donde esperamos a nuestra mesa y fue amor a primera vista. Es una combinación perfecta de sabores y texturas y una ración bastante abundante para compartir.

chipirones-parrilla-el-imparcial

Después proseguimos con la tabla de quesos fundidos, compuesta por una especie de fundí de queso Stilton, Gruyère, Cabra y Emèntal, acompañada de diferentes tipos de picatostes y grissinis, la cantidad ideal para compartir y que no se haga muy pesada.

tabla-quesos-fundidos-el-imparcial

Y por último una de sus espectaculares pizzas de horno de piedra, nos decantamos por la menos común y escogimos la de pera con queso Gorgonzola y rúcula, 100% recomendable.

pizza-gorgonzola-pera-el-imparcial

La carta de postres se sale de lo común con opciones como la Tarta rota de espuma inglesa o la Torrija de Panettone con helado de caramelo.

Un sitio ideal para ir a comer/cenar con amigos o para ocasiones más íntimas en pareja.

Cuentan con un menú diario, compuesto por un entrante, un principal café o postre y bebida por 14€.

Restaurante El Imparcial

Dónde: Calle Duque de alba, 4.

Precio medio 25-30€

Recomendamos reservar: 91 79 58 986 o a través de su web.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies