Las aventuras de dos hermanas foodies por Madrid

Wanda Café, un toque de optimismo en Madrid.

Wanda café es el local de moda en la zona de Gregorio Marañón, este nuevo concepto de restauración “non stop” se basa en una amplia oferta gastronómica con un horario continuado.

El restaurante en sí es maravilloso con una estética playera y de vanguardia, obra del reconocido interiorista Parolio, donde predominan los colores flúor, las fotografías en blanco y negro y la madera como material base. Un restaurante-café con muy buen rollo, ideal para cualquier hora del día.

Como comentábamos, Wanda Café está pensado para cualquier hora de día, su ubicación, en la confluencia del Paseo de la Castellana con María de Molina, hacen que siempre haya gente, al tratarse de una de las zonas con mayor concentración de oficinas de Madrid.

Por la mañana ofrece una amplia carta para desayunar con bollería y una gran selección de tartas, para los más golosos, así como zumos y smoothies de frutas y verduras para coger fuerzas.

Una foto publicada por Wanda Café Optimista (@wandacafe) el

Para la hora de comer cuentan con un menú ejecutivo, que nos encanta, ya que huye del típico menú diario, a los que estamos acostumbrados. Su propuesta se basa en un plato principal acompañado de una bebida por el módico precio de 9,50€, los platos que ofrece son ligeros y de actualidad como los wraps, platos de pasta o ensaladas al gusto. Por un euro más se puede ampliar el menú incluyendo un café. Perfecto si tienes poco tiempo para comer.

Su carta es muy completa, basada en los grandes platos de la cocina internacional. Encontramos casi de todo ensaladas, platos de pasta, sándwich, hamburguesas o platos más internacionales como el pollo Tikka-Masala, el Tataki de atún o unos nachos mexicanos. Sin olvidarnos de sus pizzas al horno.

nachios-machos-wanda-cafe
Nachos Machos. Wanda Café

Nosotras nos decidimos por el menú ejecutivo, al que completamos con unos Nachos Machos: Con guacamole, pico de gallo, pollo mechado, jalapeño y queso cheddar. Ideales como entrante para compartir.

wrap-patatas-fritas-wanda-cafe
Wrap con patatas fritas. Wanda Café

Del menú ejecutivo optamos por un wrap al estilo Bombay con patatas fritas y un plato de pasta carbonara, acompañados por una copa de vino blanco. Los dos buenas opciones, ya que lo platos son contundentes y en nuestra opinión suficientes.

pasta-carbonara-wanda-cafe
Pasta carbonara. Wanda Café

También ofrece su propia versión de “afterwork” en la que se puede disfrutar de su gran variedad de cócteles y combinados acompañados con algo para picar, dulce o salado.

Wanda café es una versión poco común, pero cada vez más visible, de este nuevo concepto de restaurante, basado en dar un servicio total a sus clientes.

Su filosofía se basa en cuatro grandes conceptos: #EAT con una cocina que no cierra. #REFRESH porque puedes tomar desde un zumo de frutas y verduras, un café o un cóctel. #POWER un lugar donde recargar energías. Y #RE-CHARGE porque puedes conectar tu ordenador y ponerte a trabajar.

Si trabajas por la zona, es el sitio perfecto para desayunar, recargar fuerzas, comer o tomar algo al salir de la oficina. Y si no, es el lugar perfecto para una comida o cena desenfada con amigas, donde la sobremesa se puede alargar todo lo que quieras.

Wanda Café Optimista

wandaMaría de Molina, 1 (Abierto de 8h a 2h de lunes a viernes, sábado y festivos de 10h a 2h)

Precio medio por persona: Menú diario 10-15€ en carta 20-25€

Reserva a través de su web.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies