Las aventuras de dos hermanas foodies por Madrid

Viajamos a Brujas, una ciudad de cuento.

Brujas es la capital de la provincia de Flandes Occidental. Esta pequeña ciudad medieval; También conocida como la Venecia del Norte, es considerada una de las ciudades más bonitas del mundo. En el año 2000 fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Visitamos Brujas, como parte de nuestro viaje a Bélgica, el pasado mes de diciembre, donde además de los encantos del país belga, también descubrimos la magia de la navidad en sus calles.

Brujas es una ciudad pequeña, que se puede visitar en 24h, aunque tiene encanto suficiente para disfrutar todo un fin de semana. Esta a una hora en tren de Bruselas, por lo que es una visita indispensable.

Qué ver en Brujas

Lo primero que encontrareis frente la estación de tren , es el Parque Minnewater más conocido por el Lago del Amor, y sus cisnes. Desde este punto al centro de la ciudad hay un bonito paseo de unos 20 minutos, por calle adoquinadas, perfecto para descubrir algunos rincones de la ciudad.

Patio interior del Antiguo San Juan

Nuestra primera sorpresa fue descubrir Site Ound Saint-Jan, uno de los primeros hospitales de Europa, ahora reconvertido en es un espacio cultural. Os recomendamos entrar y cruzar su patio, es como entrar en la maquina del tiempo y viajar a la Edad Media.

Justo saliendo del Antiguo Hospital San Juan, nos topamos con la Iglesia de Nuestra Señora de Brujas. Una iglesia medieval que data del Siglo XIII, su Torre es la más alta de la ciudad. El edificio es verdaderamente monumental, de hecho mucha gente la confunde con la Catedral de Brujas. Os recomendamos visitarla, la entrada es gratuita.

Seguimos nuestro paseo, y nos topamos con el afamado puente de San Bonifacio, uno de los sitios más fotografiados de la ciudad, la verdad que el puente es monísimo, cruza uno de los pequeños canales donde se ven pasar barcas turísticas, tiene una de la mejores vistas de Nuestra Señora y el
Palacio de Gruuthuse. Del otro lado se ven construcciones de piedra y madera, que parecen el escenario de un cuento.

Canales de Brujas

Recorrer los canales es un paseo de lo más agradable, en sus dos orillas encontrarás tiendas, bares y restaurantes, para hacer algunas compras. El Muelle del Rosario, es un sitio encantador, y el lugar de donde salen la mayoría de las barcas turísticas.

Muelle del Rosario

Cruzando alguno de los pequeños puentes, llegamos a la Plaza de Brujas, el centro neurálgico del Conde de Flandes. En esta plaza están algunos de los edificios más importantes de la ciudad como el Ayuntamiento de Brujas, el Palacio de la Libertad de Brujas, el Archivo Nacional, y la Basílica de la Santa Sangre. El ayuntamiento y la basílica tienen una entrada común, y la verdad que merece la pena hacer la visita. Los dos edificios están muy bien conservados, y podrá descubrir la sala desde la que se controlaba medio mundo, en la Edad Media. La Basílica de la Santa Sangre, engaña, es impresionante por dentro y contiene la reliquia de la Santa Sangre.

Cruzamos el callejón ciego y llegamos a la Plaza del Mercado (Markt) la plaza más famosa de la ciudad, y en navidad es realmente un cuento! La plaza es enorme y está rodeada de bares y restaurantes, con terracitas perfectas para tomarse un descanso. La plaza del mercado está presidida por el Belfort Van Brugge, o lo que es lo mismo la Torre del campanario. Se puede subir y ver las mejores vistas de la ciudad.

En esta plaza también está el Historium, una atracción turística para descubrir la historia del Brujas. También encontramos el Palacio Provincial, un magnifico edifico neogótico, inspirado en las fachadas de la casa Consistorial.

Torre Belfort

Más información sobre que visitar en Brujas aquí.

Cervezas en Brujas

Brujas es un paraíso para los amantes de la cerveza. Cuentas con varias cervecerías especializadas como Herberge Vissinghe, Staminee Garre, T Brugs Beertje o Halve Maan, entre otras donde podréis disfrutar de una buena cerveza belga.

Cervezas Brugse Zot en la Plaza del Mercado

La Cerveza Brugse Zot seguramente sea una de las cervezas más característica de Brujas.

Es una cerveza rubianaturalartesanalafrutada se elabora con
cuatro tipos de maltas y dos variedades de lúpulo aromático. Una cerveza de 6 grados de Alcohol. Tiene una variante, más oscura, la Brugse Zot Double.

Straffe Hendrik, es otra de las cervezas que se elabora en el corazón de Brujas. Cuenta con una gama de cuatro cervezas: una triple rubia, una marrón cuádruple y también Heritage y Wild. Estás son cervezas más potentes, con mayor graduación alcohólica.

Patio interior Bourgogne des Flandres

Y por último Bourgogne des Flandres, una de las cervezas con más historia de Brujas. Hace honor a la tradición cervecera de Flandes con una cerveza rotunda y suave. Se casa es una de las más visitas. Se encuentra junto al embarcadero del Rosario, cuenta con la cervecería, que se puede visitar, una zona de bar con terraza sobre el canal y un patio interior, tienda y salas de reuniones. Un espacio de lo más completo, que nos encantó y te recomendamos visitar.

Entre la Plaza del Mercado y la Plaza de Brujas se encuentra el Museo de la Cerveza, una experiencia cervecera para todos los públicos, cuenta con un museo interactivo, donde conocer la historia de la cerveza, los ingredientes, proceso de fabricación etc… Una visita imprescindible.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This